banner

451

Destaca proyecto politécnico en concurso nacional de vivienda rural
Comunicado 451  

Con el proyecto Vivienda vernácula con enfoque solidario y sustentable para la comunidad de Santo Domingo Teojomulco, Oaxaca, Uriel León Venegas, estudiante de posgrado del Instituto Politécnico Nacional, obtuvo mención de honor en el Concurso Nacional de Proyectos de Vivienda Rural Arquitectura para todos.

El educando de la Maestría en Gestión de Proyectos para el Desarrollo Solidario del Centro Interdisciplinario de Investigación para el Desarrollo Integral Regional (CIIDIR), Unidad Oaxaca, sobresalió con un prototipo de vivienda rural hecha con 80 por ciento de materiales de la región, como el adobe para muros, losa y pisos.

León Venegas explicó que el objetivo general fue gestionar participativamente un proyecto de vivienda vernácula para la población en condiciones de vulnerabilidad de Santo Domingo Teojomulco, a través de un enfoque solidario y sustentable para mejorar las condiciones de habitabilidad.

En ese sentido, el profesional del CIIDIR Oaxaca realizó un diagnóstico de las condiciones sociales, culturales y económicas de la región, aunado al estudio climatológico para aplicar estrategias de diseño bioclimático en el proyecto arquitectónico.

Como parte del estudio, se llevó a cabo un taller de desarrollo participativo en las comunidades de Llano Verde, Rancho El Hoyo y El Paraíso, electas por el grado de marginación, rezago social y las formas organizativas que prevalecen en la zona, con la finalidad de conocer la tipología y las condiciones de habitabilidad.

León Venegas contó con el respaldo de la comunidad en el estudio de diagnóstico y en el diseño de la vivienda, así como con el acompañamiento de sus tutores de tesis Rafael Alavez Ramírez, Margarito Ortiz Guzmán y María Eufemia Pérez Flores, académicos del CIIDIR Oaxaca.

El certamen, organizado por la Federación de Colegios de Arquitectos de la República Mexicana, A. C. y la Comisión Nacional de la Vivienda, se llevó a cabo en la Ciudad de México.

El propósito fue mejorar la calidad de la vivienda y contribuir a que la población de bajos ingresos tenga acceso a una solución habitacional adecuada. El emplazamiento a considerar fueron zonas rurales (localidades menores a 2 mil 500 habitantes), donde existe precariedad y rezago habitacional.