banner

Nuestros Antecedentes

El Instituto Politécnico Nacional, tiene como funciones sustantivas la docencia, la investigación científica y tecnológica y la difusión de la cultura. Para cumplir con estos objetivos, el IPN ha tenido la necesidad de establecer desde sus orígenes un sistema de bibliotecas para el resguardo bibliográfico, hemerográfico, de mapoteca, mediateca y digital, entre otros. Desde sus comienzos, la mayoría de las escuelas del IPN contaron con un acervo bibliográfico el cual fue incrementándose con el paso del tiempo. Por ejemplo, en el año de 1943, se dio a conocer una circular en donde se pedía a los directores de escuela proporcionar una lista de los libros que deberían pertenecer a las “bibliotecas públicas dependientes de esta secretaría [SEP] para ayudar a los alumnos que acuden a los mencionados establecimientos a hacer las consultas que exige su preparación”.

En el organigrama institucional de 1944 se presentó la oficina de Biblioteca como dependencia de la Dirección General. Para el año 1949, se mencionó a la Biblioteca del Instituto como part​e importante de los repositorios del propio Politécnico, la cual volvió a depender orgánicamente de la Secretaría General y tenía un encargado de la misma; quien era la persona encomendada para entregar reportes de retrasos en las devoluciones de libros y en solicitar el material necesario para el funcionamiento de la misma.

Hasta los años sesenta, el control de la biblioteca del Instituto, la cual se integraba por la Biblioteca Central o General y las de las escuelas, dependía del Departamento de Difusión Cultural, el cual a su vez, formaba parte de la Secretaría General. Fue hasta 1974 cuando orgánicamente apareció la División Coordinadora de Bibliotecas al interior de la Dirección de Difusión Cultural.

A partir de del 1 de junio de 1980, la Secretaría de Apoyo se constituyó por las direcciones de Difusión Cultural, de Servicios Bibliotecarios, de Publicaciones, de Actividades Deportivas, de Servicio Social y Promoción Profesional, y de Recursos Humanos. En este sentido, la Dirección de Servicios Bibliotecarios dejó de depender de la Dirección de Difusión Cultural, y Centro de Documentación.

En septiembre de 1985 se fusionaron las Direcciones de Bibliotecas y Centros de Documentación y la Dirección de Publicaciones, quedando esta dependencia integrada como Dirección de Bibliotecas y Publicaciones. Su estructura orgánica resultó integrada de la siguiente manera: una secretaría particular, tres divisiones: la de Talleres Gráficos con los departamentos de Ediciones y Producción; la División de Servicios de Información Bibliográfica, con sus dos departamentos el Técnico y el de Conservación del Acervo Documental; la división de Comercialización y Dotación de Publicaciones, con los departamentos de Investigación y Análisis y el de Comercialización; por último estuvo el Departamento de Servicios Administrativos.

Por otro lado, el 23 de julio de 1986, mediante acuerdo del Consejo General Consultivo, se creó el Centro Nacional de Información y Documentación Tecnológica, con el objetivo de prestar un servicio moderno de información a alumnos, profesores e investigadores del Instituto, así como a la comunidad educativa, científica y a los sectores social, privado y público; y participar en la formación de un Sistema Nacional de Información Científica y Tecnológica. Ese centro inició sus actividades con una estructura orgánica que se autorizó en junio de 1987 y se conformó por la Dirección y tres departamentos: el Técnico, de Servicios y el Administrativo. Posteriormente, se amplió su estructura en tres subdirecciones y seis departamentos, con un modelo organizacional más parecido a un centro de enseñanza y de investigación, y no a un centro de funciones normativas y de coordinación, por lo que en 1988 se crearon dos divisiones: la Técnica con los departamentos de Procesos Técnicos y de Informática; y la de Servicios de Análisis y Difusión de Información, en lugar de las dos subdirecciones, con lo que la estructura se homologó a una Dirección de Coordinación, dependiente de la Secretaría Académica.

Por su parte, la Dirección de Bibliotecas y Publicaciones sufrió diversas transformaciones a lo largo de 1987 y 1988, la cuales tenían la finalidad de proveer un mejor desempeño en las funciones de la dirección. En 1987 se integró por la dirección el Comité Interno de Desarrollo Administrativo, El Departamento de Servicios Administrativos, así como dos divisiones, la de Procesos Técnicos con dos departamentos el de Diseño y el de Producción, la división de Servicios Editoriales con los departamentos de Control y Apoyo Bibliotecario y el de Comercialización y Dotación de Publicaciones. A principios de 1988, la Dirección de Bibliotecas y Publicaciones se reestructuró internamente, quedando la Dirección, el Comité Interno de Desarrollo Administrativo; el Departamento de Servicios Administrativos; se conformó con tres divisiones la de Procesos Editoriales con los departamentos de Ediciones y el de Producción, la división de Servicios Bibliotecarios, sus departamentos eran el Técnico y el de Preservación del Acervo; por último la División de Promoción y Distribución con los departamentos de Investigación y Análisis y el de Control.

En junio de 1993, como consecuencia del proceso de reestructuración orgánica llevado a cabo en el Instituto, el centro incrementó su estructura al incorporársele la División de Servicios Bibliotecarios con dos departamentos, que dependían de la Dirección de Publicaciones; así como el Departamento de Análisis Documental y Memorias que estaba adscrito a la Secretaría General. Esta decisión fue tomada como un primer intento de integrar en una sola área las funciones de bibliotecas y servicios de información. En este sentido, a finales de 1993 se dio a conocer la nueva estructura orgánica del Instituto, la Dirección de Bibliotecas se separó de la de Publicaciones y se integró al Centro Nacional de Información y Documentación Tecnológica, dependiente de la Secretaría Académica.

En el programa de Desarrollo Institucional 1995-2000, para fortalecer las funciones de las bibliotecas y los servicios de información, se incluyeron como proyectos prioritarios el diseño y operación de la Biblioteca Nacional de Ciencia y Tecnología y la sistematización de estos servicios de información. Fue así que en 1995, inició el proyecto de la Biblioteca Nacional de Ciencia y Tecnología, concluyéndose el 12 de agosto de 1998 con la puesta en operación de los primeros niveles de su edificación.

Para 1996, en cumplimiento del Programa de Desarrollo Institucional, se aprobó la nueva estructura orgánica básica del Instituto, la cual le permitiría continuar a la vanguardia del desarrollo científico y tecnológico en el país; el Centro Nacional de Información y Documentación Tecnológica, pasó a depender orgánicamente de la Secretaría de Apoyo Académico. El 30 de julio de 1999, se firmó el acuerdo por el cual, a partir de esa fecha la biblioteca lleva el nombre del ingeniero Víctor Bravo Ahuja, en reconocimiento a su contribución al desarrollo de la educación en general y en particular de la educación tecnológica del país, así como por ser un egresado distinguido del Politécnico.

Ante los cambios y las necesidades organizativas del Politécnico, se consideró crear un área específica que organizara los recursos institucionales y la oferta de los servicios de información, en sus distintas modalidades. De ahí que en septiembre de 1998, se formalizó la estructura orgánica de la Coordinación General de Bibliotecas y Servicios de Información con adscripción al área de la Dirección General, conformada por una Coordinación General; tres Direcciones, de Servicios, de Información y Documentación; Técnica y de Vinculación y de Servicios de Apoyo; seis Subdirecciones: Biblioteca Nacional de Ciencia y Tecnología, Redes y Sistemas, Red Interbibliotecaria, Vinculación y Capacitación; Servicios Complementarios y Servicios Administrativos; y doce departamentos: Procesos, Información y Base de Datos, Redes y Sistemas de Telecomunicaciones, Informática y Sistemas de Información, Biblioteca Central, Sistemas de Bibliotecas de Escuelas, Centros y Unidades, Vinculación, Capacitación, Ediciones, Impresos y Difusión, Técnico, de Servicios Administrativos y Sistemas de Calidad y Evaluación.

En junio de 2001, en el Instituto Politécnico Nacional se llevó a cabo una nueva reestructuración y debido a ella, la Coordinación General de Bibliotecas y Servicios de Información, se transformó en la Dirección de Bibliotecas y Servicios de Información pasando a depender de la Secretaría de Apoyo Académico; su estructura estaba conformada por tres Divisiones: Biblioteca Nacional de Ciencia y Tecnología, Información y Documentación y Operación de Bibliotecas, así como por ocho Departamentos: Servicios de Operación, Servicios Técnicos, Servicios Especiales, Apoyo Técnico, Adquisiciones, Desarrollo Normativo y Supervisión, Servicios Bibliotecarios y Servicios Administrativos.

En septiembre del 2005, el Instituto Politécnico Nacional dispuso una nueva estructura organizativa, funcional y administrativa, por lo que se le cambió el nombre a la dirección quedando sólo como Dirección de Bibliotecas con un Comité Interno de Proyectos como órgano de apoyo, un Encargado de Acuerdos, un Departamento de Servicios Administrativos y dos divisiones: División de Servicios Técnicos y de Operación de Bibliotecas y Desarrollo Normativo; así como la División de Información y Documentación con los departamentos de Apoyo Técnico y de Adquisiciones. Asimismo la Secretaría de Apoyo Académico cambió de nombre por Secretaría de Servicios Educativos, de la cual depende directamente esta unidad administrativa.

Actualmente, la estructura interna de la Dirección se ha modificado quedando integrada por la Dirección; Comité Interno de Proyectos; un Encargado de Acuerdos; el Departamento de Servicios Administrativos; dos divisiones: Servicios Bibliotecarios con tres departamentos: Servicios Técnicos, Operación de Bibliotecas y Desarrollo Normativo, Servicios de Operación; la división de Información y Documentación con dos departamentos: Apoyo Técnico y Adquisiciones.

D.R. Instituto Politécnico Nacional (IPN), Av. Luis Enrique Erro S/N, Unidad Profesional Adolfo López Mateos, Zacatenco, Delegación Gustavo A. Madero, C.P. 07738, Ciudad de México; México 2009-2013.

Esta página es una obra intelectual protegida por la Ley Federal del Derecho de Autor, puede ser reproducida con fines no lucrativos, siempre y cuando no se mutile, se cite la fuente completa y su dirección electrónica; su uso para otros fines, requiere autorización previa y por escrito de la Dirección General del Instituto.